Esta comunidad utiliza cookies
Esta comunidad utiliza cookies para almacenar información de ingreso si eres forista, y tu última visita si no lo eres. Las cookies son pequeños textos almacenados en su computadora; dichas cookies son puestas por este sitio y no posan como riesgo de seguirdad. Las cookies rastrean topicos específicos que usted haya leído. Por favor confirme si acepta o rechaza que estas cookies sean almacenadas.

Una cookie se alamcenará en su navegador para prevenir que este aviso salga nuevamente. Usted podrá cambiar este ajuste utilizando el enlace a pie de página.

Copyright authors please see our disclaimer. (March 19)

Calificación:
  • 0 voto(s) - 0 Media
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5

La conversión de una esposa.
#1

Hola amigos:

Con el permiso de la autora de las siguientes líneas, abro este hilo pues sus reflexiones se me hacen de suma importancia para ver el sentir masculino, del esposo "mundano" que desesperadamente ve como su familia se le escapa por culpa de la intromisión de la secta en su vida. Igualmente son aplicables sus palabras al esposo disidente, que sufre en silencio por temor a perder lo mas preciado que tiene: Su familia.

Saludos.

La Conversión de Una Esposa
11 DE ENERO · PÚBLICO

Por: Areli Jiménez A.
El impacto que sufren los cónyuges de las personas que son adoctrinadas en las sectas. Como es el caso de la secta Testigos de Jehová.
Los cónyuges, hablaremos en esta ocasión del cónyuge en término masculino, debido a que frecuentemente son las mujeres las principales víctimas captadas por las sectas.
En un momento dado sucedió por el hecho de que son amas de casa y los testigos van precisamente de casa en casa buscando incautos a lo que ellos llaman “personas de corazón dispuesto” o “correctamente dispuestas para vida eterna”. Se ha comentado en sobradas ocasiones que el blanco siempre son personas vulnerables, las cuales están pasando por un mal momento, problemas económicos, la pérdida de un ser querido, familias disfuncionales etc. que buscan una salida y creen que estudiando la biblia con los testigos hay una esperanza.
Pues bien así comienza el calvario.
El esposo nota primero que en casa hay libros religiosos nuevos, después que cada semana la esposa es visitada por una pareja de falsa risa fácil. Que cada vez van con más frecuencia a su casa, al principio estaban solo en la puerta, pero ahora en el interior, leyendo y usando una biblia.
La esposa comienza a actuar de manera distinta, extraña. Algo está pasando pero no logra detectar plenamente de qué se trata.
Ha quitado las imágenes religiosas incluyendo las de su esposo sin consultarlo.
De repente la esposa le dice que habrá algunos cambios en la intimidad y que no son negociables, por que para ella es más importante “agradar a su Dios”.
Y que ya no celebrarán más los cumpleaños de los niños, ni asistirán más a los de ningún otro familiar. Lo que implica que el marido tenga que ir solo y entristecido.
Los sábados y domingos dejan de ser familiares, antes se levantaban tarde, almorzaban juntos, salían de paseo, pero ahora el señor se queda solo, pues la esposa y los niños se arreglan muy temprano para salir al servicio y llegar después de mediodía. El sábado en la tarde se ponen a subrayar la atalaya para el día siguiente y siguen absortos en lo suyo.
El domingo es peor, no solo salen temprano a sus actividades proselitistas durante la mañana, si no que por la tarde también están fuera más tiempo porque asisten a la reunión, lo que significa que el cónyuge y/o los familiares que no fueron captados se quedan solos, comienzan a distanciarse y a perder a su familia poco a poco.
Después el padre nota que sus hijos tienen problemas en la escuela, ya no saludan a la bandera y están nerviosos; cuando tienen oportunidad de hablar con ellos, sus propios hijos le dicen que si no los acompaña a las reuniones morirá como insecto en el armagedón.
Así paso a paso observa como la familia se le está yendo de entre las manos sin poder hacer más nada, dejan de visitar a los amigos y familiares, ya no hay convivencias de navidad ni de ninguna otra celebración.
La esposa incluso le pide que no le regale nada para el 10 de mayo y que si lo hace no le recibirá el regalo, tampoco el 14 de febrero ni su cumpleaños, de esa manera los detalles que podía tener con ella en días especiales que los unía, desaparecen.
Ella por su parte tampoco lo reconocerá el día del padre, en su cumpleaños, ni el día del amor y la amistad, hay nueva doctrina de por medio y por lo tanto nuevas reglas obligadas.
Poco se imagina el hombre que a su mujer le han “enseñado” que él, su esposo y todo aquel que se opone a que siga en “la verdad” son títeres del diablo. Que el diablo los está usando y que si es necesario es mejor un divorcio para servir plenamente en caso de que no logre engatusar a los familiares no creyentes.
Finalmente la familia termina severamente fracturada, los hijos que antes tenían el plan de asistir a la universidad, ahora le dicen a su papá que solo desean tomar un curso sencillo para tener más oportunidad de “servir” y en fin es como un cuento de la dimensión desconocida, amargo y macabro.
El divorcio o la separación se hacen inevitables, él ya se dió cuenta que dejó de ser parte importante de la familia, ella cree que es una mártir que pone los intereses del reino en primer lugar.
Una vez que se ha dado la separación, ella queda en calidad de divorciada dentro de la congregación, una hermana “de segunda” categoría y sus nuevos hermanos cuchichean cruelmente entre ellos:
La hermana sutanita se ha divorciado!
No ha sabido convertir a su esposo, lo descuidó!
Tengan cuidado con ella, deben mantener distancia hermanos, como ahora no tiene esposo estará sensible en hacerlos caer, ni la toquen.
En la secta que es coercitiva se puede hablar de cuanta supuesta hermandad deseen mientras seas miembro, pero nunca de respeto, ni de verdadera unión familiar.
Responder
#2

Las mujeres dentro de la JW.org SUFREN demasiado...
Responder
#3

Lamentablemente, eso es algo que se está haciendo muy común.

Conozco casos en los que se ha divorciado un matrimonio de Testigos, el cónyuge que ha decidido dejar la "verdad" siempre es el malo de la película. Sin embargo, el que sigue asistiendo al Salón con sus hijos, es el mártir, y el que realmente se esfuerza y se preocupa por ellos. Toda una lección de manipulación mental.

Hilan mentiras acordes con el tamaño de su fe

No predicáis un mensaje de amor, hacéis apología de un genocidio mundial
Responder
#4

Es exactamente lo que me pasó a mí con mis padres de pequeño.

Al principio a los nuevos testigos les entra la "fe del converso" un sentimiento de fervor totalmente exagerado, para mi madre nada era negociable, lo decía Jehová y había que hacerlo, punto. De repente ya no era la misma persona con la que se había casado mi padre, que de un día para otro pasó de ser un compañero, un esposo, a estar en "oposición a Jehová" simplemente por cuestionar a la secta y por no plegarse a las nuevas costumbres y en la secta lo que le decían a mi madre era que si bien debía obediencia debida a su marido, Jehová era lo primero y que eso estaba por encima de todo.

Los resultados fueron los previsibles.
Responder
#5

Simplemente que forma tan acertada de resumir lo que sufre una familia entera en este caso el esposo " no creyente" por culpa de la secta, es un fanatismo terrible y destructivo dejar de lado a tu esposo(a) para apoyar a los mediocres y vagos del cuerpo repugnante.
Por ejemplo se dice que fuimos creados a la semejanza de Dios y por tanto reflejamos sus cualidades por ello que padre humano va a pedir que su hijo(a) deje a su esposo(a) Para que le dedique tiempo a él los que somos padres pues no haríamos ello el sacrificio que haríamos por ellos es indescriptible de igual forma un Dios amoroso tampoco quedaría ello por tal motivo lo que enseña la secta con perdón de la expresión es estiércol.
Responder


Posibles hilos similares...
Hilo / Autor Respuestas Vistas Último mensaje

Salto de foro:


Usuarios navegando en este hilo: 1 invitado(s)